Es importante destacar que es un plato ideal para las épocas de invierno, se come caliente y es a base de ricos cereales como el maíz, aunque en algunas regiones lo suelen variar con guisantes o también con algunos ingredientes europeos pues su base es muy versátil y combina con casi todo. Lo más genial de este plato es su alto contenido energético, además de las proteínas que contiene es rico en fibras, vitamina A, B, hierro, potasio y magnesio. 

El platillo original contiene tocineta salada, tripa gorda, falda, panceta y chorizo, pero en esta ocasión solo se usará falda que tiene un menor contenido de grasa y chorizo para darle más sabor. Se inicia picando cebollas y pimientos en trozos pequeños, posteriormente en una olla se coloca agua y la falda con el chorizo a fuego lento, se le coloca pimienta y sal, dejándolo hasta reducir el agua en gran parte. Una vez la carne esté blanda se le agrega unos 200 gr de maíz en grano, la cebolla previamente picada y el chile que puede ser picado o en polvo, dejándolo cocinar hasta terminar de reducir y que el maíz se haya ablandado al menos un poco, en este punto se le agrega el resto de los vegetales incluyendo algunos trozos de calabaza pelada, pimentón en julianas, cilantro o cebollín picado en pequeños trozos y choclos al gusto (maíz tierno) para de este modo dejar a cocción lenta colocando caldo de pollo o carne a la olla con todos los elementos y dejar por una hora condimentando con sal al gusto, se deja reducir lo suficiente y una vez listo se sirve este delicioso plato con base de maíz y choclos que tan solo tiene un contenido calórico de 210 kcal, además de sus poderosos nutrientes y lo rico de tener este platillo en las épocas más frías del año ¿te animas?