Palta y salmón

La combinación de palta y salmón es una verdadera delicia. La suavidad de la palta se mezcla a la perfección con la intensidad del salmón. Al acompañarlas con hojas verdes y un toque de limón, se crea un plato fresco y lleno de sabor, ideal para sorprender a tus invitados.

Entradas
30 minutos
2 Porciones

Las hojas de rúcula se preparan en finas tiras y se reparten en los platos.

Las paltas se abren, se deshuesan, se pelan y se rocían con limón.

Se corta el salmón, se sazona con limón, pimienta y eneldo, y se coloca sobre las verduras.

Ingredientes

100 gramos de Salmón ahumado

2 Paltas pequeñas de cáscara negra

1 Ramo generoso mix de verdes

1 Limón

Aceite de oliva

1 pizca de Sal

1 pizca de Pimienta

Preparación

Paso 1 : Las hojas de lechuga o rúcula se cortan en juliana y se distribuyen en dos platos.

Paso 2 : Se cortan las paltas por la mitad, se extrae el carozo, se pelan y se pinta toda la superficie con jugo de limón para evitar que se oxide.

Paso 3 : Se separan las lonjas de salmón y se rocían con un poco de jugo de limón, se espolvorea con pimienta negra y, opcionalmente, con un poco de eneldo.

Paso 4 : Se colocan sobre el colchón de verdes, palta y rosas de salmón.

Paso 5 : Para finalizar, se añade un hilo de aceite sobre todo el plato.